Icono Orden
Orden de los Ministros de los Enfermos.
Religiosos Camilos
  • Cuidamos
    Cuidamos
  • Enseñamos a cuidar
    Enseñamos a cuidar
  • Cuidamos al final de la vida
    Cuidamos al final de la vida
  • Humanizar la salud
    Humanizar la salud
  • Trabajamos con personas con discapacidad
    Trabajamos con personas con discapacidad
  • Por todo el mundo
    Por todo el mundo
  • Consagrados
    Consagrados
  • Cuidamos a otros consagrados
    Cuidamos a otros consagrados
  • Vida Comunitaria
    Vida Comunitaria
  • Pastoral de la salud
    Pastoral de la salud
  • Capellanías en hospitales
    Capellanías en hospitales
  • Visítanos
    Visítanos
  • San Camilo
    San Camilo
  • Consulta General
    Consulta General
  • Capítulo Provincial
    Capítulo Provincial
  • Familia Camiliana Laica
    Familia Camiliana Laica
«¿Que tengamos cuidado porque en Milán hay peste? Precisamente por eso vamos allí.»(San Camilo)

Delegación Norteamericana

El primer camilo que puso pie oficialmente en territorio de Estados Unidos fue el padre Michael Mueller, de la Provincia Alemana, que había sido enviado para valorar la posibilidad de crear una fundación camiliana en el Estado de Winsconsin, aprovechando un ofrecimiento de terreno y dinero de la familia Durward.

A su llegada a Estados Unidos, el padre Mueller tuvo un encuentro con la familia Durward y visitó el “Glen”, como se le llamaba. Impresionado por la belleza natural de aquel lugar, se dio cuenta en seguida de que no era el adecuado para un hospital funcional.

Desilusionado, volvió a Melwaukee para seguir barajando otras alternativas. Primeramente aceptó la invitación del arzobispo Messmer para que aceptara ocupar el vacío que había dejado un párroco enfermo. Deseoso de hacer algo y resuelto a comenzar las actividades relacionadas con el carisma camiliano, adquirió una casa por 8.000 dólares, para lo que le ayudaron los laicos de la zona, muchos de los cuales constituirían más tarde el St. Camillas Club and Auxiliary. El 24 de enero de 1924 llegaban seis religiosos de la Provincia Alemana: los hermanos Hohn, Knops y Frogne, y los padres Lagenkamp, Kramer y Mansfeld. El 24 de octubre de 1924 la casa fue bendecida por el vicario de la diócesis, monseñor Traudt, y comenzó a funcionar el apostolado específico de los Camilos.

Crecimiento, desarrollo y declive

Los problemas financieros y de promoción vocacional entre los jóvenes americanos llevaron a los Camilos nuevamente a Durward’s Glen, que se convirtió en el lugar del noviciado en Estados Unidos. El 19 de septiembre de 1935, Joseph Mc Cann y Gorge Garrity fueron los primeros camilos que ingresaron en dicho noviciado.

En los años siguientes tuvo lugar un crecimiento estimable de la Orden en Estados Unidos. En 1939 la comunidad dejó de pertenecer a la Provincia Alemana para convertirse en Comisariado de América del Norte. En calidad de comisario provincial, el padre Mansfeld supervisó la construcción de un centro de formación para los candidatos al sacerdocio. En 1942 se creó un centro de formación para profesos dedicado a la Inmaculada Concepción (Immaculate Cenception Scholasticate) en Racine, Winsconsin.

El 23 de abril de 1946, el Comisariado de Estados Unidos adquirió rango de Provincia y el padre Mansfeld fue el primer Provincial. 1947 fue un año histórico: el padre Mansfeld fue elegido Superior General de la Orden y fueron ordenados los dos primeros camilos americanos de la Orden, los padres Robert Hardy y Francis Anderson, por el arzobispo monseñor E. Kiley, de Milwaukee.

Durante los años de las décadas 40 y 50 del siglo XX se produjeron muchos cambios en la Provincia de América del Norte. Se abrieron casas para mejorar la preparación profesional de los religiosos camilos y se construyeron nuevos edificios junto a los que ya existían en Durward’s Glen en el St. Camillus Hospital para enfermedades crónicas, además de una casa para la comunidad junto al centro sanitario de Wauwatosa.

En la década de los 60 comienza un declive imposible de parar. Actualmente la Provincia está compuesta por un número bastante exiguo de miembros, aunque sigue vivo el entusiasmo creativo al servicio de los enfermos.

En 1986 la Provincia concluyó la construcción del San Camilo con 200 habitaciones en forma de apartamentos independientes para ancianos. En 1991 se terminaron los trabajos de ampliación y se añadieron 97 unidades.
Como respuesta a las nuevas necesidades de salud y acogida de jubilados, ha aumentado la capacidad de la sección asistencial que ofrece servicios a los residentes que necesitan diversas formas de asistencia. Entre nuestros servicios se encuentra la asistencia a quienes padecen Alzheimer o pérdida de la memoria.

Abiertos a las necesidades del prójimo

Dada la menor solicitud de asistencia prolongada, se ha abierto una sección para cuidados paliativos y terminales y para servicios de rehabilitación transitorios. La Provincia sigue ofreciendo sus aportaciones financieras y de asistencia profesional de alta calidad a religiosos individuales que tienen dificultades económicas.

Aunque no dependen de la Provincia, cierto número de organizaciones hacen uso común del campus St. Camillus para sus actividades, entre las que se encuentra un centro de acogida temporal para seropositivos, otro centro diurno para niños y un alojamiento para los familiares de los enfermos provenientes de otras localidades.

En 1993 se abrió el cuarto piso del Camillus East Court (residencia asistencial) para las necesidades físicas de los religiosos, que han llegado a ya a ser cuarenta.

En el 2002 se inauguró una nueva misión destinada a las necesidades espirituales y sanitarias de inmigrantes de origen hispánico y católicos que viven en zonas rurales del Estado de Georgia. La valoración de este último proyecto se encuentra en fase avanzada. Con un número reducido de sacerdotes y hermanos, la capacidad de servir adecuadamente a las parroquias de St. Camillus en Durdward’s Glen y en St. Mary’s Health of the Sick resulta problemática, hasta el punto de que actualmente se teme que haya que abandonarlas. La escasa participación ha llevado a la clausura del centro Retiros en Durdward’s Glen.

El servicio a los enfermos

La capellanía en el St. Joseph’s Medical Center de la zona norte de Milwaukee sigue siendo un polo importante de nuestro ministerio, que comenzó en los años 30 del siglo XX.

Aunque la propiedad del St. Camillus Health Centre en Whitinsville no pertenece ya a la Provincia, la capellanía continúa su función en este hospital.

En el St. Camillus de Wauwatosa varios Camilos siguen muy activos en el campo pastoral, en el sector de la sensibilización, por considerarlo nuestra misión específica (animación del personal), así como con programas de educación pastoral clínica.

Aunque las cosas han cambiado mucho en la Provincia, los Camilos de América del Norte siguen haciendo frente a los desafíos de un mundo sanitario en constante evolución y mantienen viva su pastoral al servicio de los enfermos según el espíritu de san Camilo.

Richard O’Donnell

REDES SOCIALES:
Perfiles de Camilos
| Compartir la página en:
Facebook
Twitter
o en otra